Decoloración capilar – Cómo cuidar el cabello decolorado

Decoloración capilar – Cómo cuidar el cabello decolorado

La decoloración es una de las preguntas más frecuentes que me llegan últimamente. El tema, como siempre muy complejo y muy personal.

Para entender el proceso un poco mejor, vamos a empezar explicando un poco de donde viene el color natural del cabello y que pasa durante el proceso de decoloración.

¿Qué determina el color natural del cabello?

El color natural de nuestro cabello está determinado por la melanina. Existen tres tipos de melaninas:
– Eumelaninas (responsable de colores oscuros, va desde el marrón al negro)
– Feomelaninas (responsable de colores claros, va desde el amarillo al rojo)
– Tricocromo (da el color rojizo)

La presencia y concentración de estos pigmentos determina el color natural de nuestro cabello. En algunos casos también es cierto que mientras más claro sea el cabello, menos melanina tiene. Por lo que una persona con el pelo negro tendrá mucho más melanina que alguien con el pelo rubio o rojo.

La cantidad y disposición de las melaninas determina las diferentes tonalidades del cabello. Eso quiere decir, que el color del cabello se debe a la presencia de gránulos de melanina.
Los gránulos de melanina se elaboran en el bulbo capilar y distribuyen en los queratinocitos del tallo. En cada cabello hay varios tipos de pigmentos y el color final depende de la cantidad, tamaño y distribución de esos pigmentos en el córtex.

El color del cabello se puede modificar mediante procesos químicos (como la decoloración o coloración) que abren la cutícula para barrer los pigmentos.

¿En qué consiste el proceso de decoloración?

La decoloración es la disminución de color del cabello por medio de una mezcla decolorante que abre la cutícula y reacciona con la melanina del cabello, eliminando el color mediante una reacción química irreversible.

La mayor parte de los tintes emplean un agente oxidante y un agente alcalino.
– El agente alcalino (comúnmente amoniaco) abre la cutícula y permite que la mezcla penetre en la corteza del cabello. También actúa como catalizador cuando el color permanente del cabello se une al agente oxidante.

– El agente oxidante (por ejemplo el peróxido de hidrógeno) oxida la molécula de melanina. La melanina todavía está presente, pero la molécula oxidada es incolora. Sin embargo, el cabello decolorado tiende a tener un tinte amarillo pálido. El color amarillo es el color natural de la queratina, la proteína estructural del cabello. 
Además, el peróxido rompe los enlaces químicos en el cabello, liberando azufre, que explica el olor característico de los productos para teñir el cabello. A medida que se decolora la melanina, se adhiere un nuevo color permanente a la corteza del cabello.

Después de la decoloración se aplica un acondicionador que cierra la cutícula para sellar y proteger el nuevo color. Sin embargo, el cabello en estas condiciones se vuelve poroso y más frágil.

¿Qué hacer ANTES de la decoloración?

Mediante el proceso de decoloración la estructura interna de nuestro cabello cambia, dejándolo más fino y más débil. Lo más importante antes de hacer una decoloración es asegurarse de que nuestro cabello esté en buenas condiciones, fuerte y bien equilibrado.

No hay una receta mágica ni universal para todo el mundo. Todo depende del estado de tu cabello (lo equilibrado que está, si no tiene excesos ni faltas, el nivel de los daños, de las decoloraciones previas etc.) Lo más importante es que entiendas que tu cabello antes de la decoloración tiene que ser lo más fuerte posible.

Haz un test de elasticidad.
Comprueba si tu cabello está equilibrado y que es lo que necesita. Dependiendo de los resultados, puede que tendrás que aplicar tratamientos intensivos de hidratación o proteínas:
– una mascarilla hidratante – en caso de que tu cabello se rompa enseguida al estirarlo, será necesario hidratarlo. Usa mascarillas de hidratación profunda, puedes encontrar algunos ejemplos aquí.
– una mascarilla o un tratamiento de proteínas – si tu cabello cuando esté mojado se estira mucho y es como «chicloso», eso quiere decir que es sobre hidratado y hace falta darle un poco más de estructura (proteínas). Puedes usar mascarillas ricas en proteínas o usar tratamientos más intensivos como Aphogee o Biosakure Revival Pro.

Si tienes el cabello bien equilibrado, un lavado antes de la decoloración puedes aplicar el Olaplexº3 para reforzar los enlaces de disulfuro. (para un mejor efecto puedes usar también el Olaplexº0).

Si tienes el cabello dañado con previos procesos químicos o térmicos, el Olaplexº3 también te va a servir de gran ayuda para recuperar los enlaces rotos (y para mejores resultados puede acompañarlo con el Olaplexº0).

Protege tu cuero cabelludo

El día de la decoloración puedes aplicar un par de gotas de aceite (el que sueles usar para tu cabello) en el cuero cabelludo para protegerlo de la mezcla decolorante. Aplica un par de gotas en tus dedos (no hace falta mucho) y masajea el cuero.

¿Qué hacer DURANTE la decoloración?

Lo mejor que puedes hacer es dejar la decoloración en manos de profesionales.

Si puedes, busca antes una peluquería especializada en la coloración o en cabello rizado (suelen saber más sobre la estructura y las necesidades del cabello) – busca recomendaciones, investiga las redes sociales etc. Puedes usar también el buscador de peluquerías especializadas en cabellos rizados www.rizopelus.es

Lo mejor sería que en el salón usen el Olaplexº1 y el Olaplexº2 durante el proceso de decoloración.

¿Qué hacer DESPUÉS de la decoloración?

Como ya lo he dicho, mediante el proceso de decoloración la estructura interna de nuestro cabello cambia, dejándolo más fino y más débil. Puede que vas a notar el cabello más seco, más encrespado, con menos rizo y tu porosidad cambiará.

Si tenias el cabello bien equilibrado antes de la decoloración, ahora estará dañado y con muchas faltas de todo. Hay que volver a equilibrarlo y recuperar los enlaces perdidos.

¿Cómo equilibrarlo?
Ve combinando tratamientos de hidratación profunda y tratamientos de proteínas hasta que veas que tu cabello se está recuperando. No te olvides de sellarlo todo con emolientes (aceites) y proteger el cabello más que nunca.

¿Cómo recuperar los enlaces?
El Olaplex no aporta ni proteínas, ni hidratación. Su función principal es recuperar los enlaces perdidos durante tratamientos químicos y térmicos. En casa puedes usar el Olaplexº3 y para un mejor resultado puedes juntarlo con Olaplexº0.

error: Content is protected !!